Traductor

sábado, 19 de abril de 2014

EL TRABAJO MÁS DURO DEL MUNDO

En estos días anda circulando un video que algunos han dado en titular "Entrevistas para el trabajo más duro". Se trata en realidad de un anuncio publicitario de una las compañías de tarjetas de felicitaciones más conocidas en el mundo: "American Greetings".

EL TRABAJO MÁS DURO DEL MUNDO

El video consiste en una serie de entrevistas de trabajo realizadas a varias personas que contestaron a una oferta falsa para el puesto de "Director de Operaciones" en una compañía. A lo largo de a entrevista se les pregunta a los candidatos si estarían dispuestos a cumplir con las terribles exigencias de la empresa:


  • Trabajar todo el tiempo de pie y en movimiento constante.
  • Tener alto nivel de resistencia física.
  • Horario: 24 horas al día, siente días a la semana. Sin descansos, vacaciones, fines de semana o días festivos (ni siquiera en Navidad).
  • Sí con espacio libre para comer, pero sólo cuando el cliente haya terminado su comida primero.
  • Conocimientos en artes culinarias, economía, medicina.
  • Habilidades para negociación y relaciones personales.
  • Constantes guardias nocturnas sin tiempo para dormir.
  • Sin paga.

Las reacciones de los entrevistados ante tal planteamiento de esclavitud no se hacen esperar: LOCO, ENFERMO, CRUEL, INHUMANO.

Son pensamientos lógicos ante la descripción de una labor que esclaviza y tortura a otro ser humano, y sin embargo, cuando finalmente el entrevistador termina confesando que hay millones de personas en todo el mundo que realizan esta labor en estas condiciones, la respuesta de la gente es de risa y de ternura:

-¿Sabías que actualmente hay billones de personas haciendo esto?
-¿Quién?
-Mamás

(risas, llanto conmovido, miradas alegres... Claro, "las mamás son lo mejor")

Y claro, en vez de preguntarse si es correcto que una mujer por ser madre deba vivir una vida así, lo único que se termina haciendo es agradecerle con mucho amor desde el corazón con una hermosa sonrisa, y en este caso, con una tarjeta de American Greetings para el Día de las madres (no olvide visitar cardstore.com).

El video en cuestión lo pueden ver aquí:



El hecho de que el mundo de la publicidad se aproveche de la sensiblería para vender no es nada nuevo u original, y en este caso resultó todo un éxito. Basta con ver los comentarios en las redes sociales: "me llegó al corazón", "casi lloro", "conmovedor", "se me salieron las lágrimas", "quizá no se gana dinero pero con escuchar un mamá te quiero una mamá dice mi trabajo vale".

La cuestión aquí, es que nadie se pregunta (mucho menos los de American Greetings) por qué la maternidad no debería vivirse de forma sufriente y esclavizante. Al contrario, en vez de horrorizarnos por el trato que la sociedad da a las mujeres que optan por ser madres, alabamos y ensalzamos a aquellas que han "decidido" sacrificar sus vidas y entregarse en cuerpo y alma a la vida familiar.

Y no sólo glorificamos esta clase de maternidad-esclavitud, sino que llegamos a creer que toda madre debería obligarse a ella y, por lo tanto, aquellas que no lo hacen son "malas madres".

Creemos entonces que toda madre debe pasarse las noches en vela cuidando a sus hijos (sin importar la edad que tengan), que las mamás no tienen derecho al descanso o la diversión, que están ahí para cocinar y servir (y ya que lo hacen para los vástagos, hacerlo de paso para el marido), para limpiar el hogar (que poco o nada tiene que ver con la crianza realmente), para trabajar en el hogar... eso sí, sin paga alguna porque la mayor recompensa no debe ser el dinero sino el amor de los otros (porque claro, aquí hablamos del amor a sí misma).

Hay una realidad biológica en esto de la maternidad: una vez que tienes hijos eres madre mientras ellos vivan. Eso es innegable biológicamente pero no significa que debas dedicarte a "servir" al hijo o la hija, de hecho, la labor fundamental de todas las madres y padres, debería ser educar a sus crías para que con el tiempo se puedan cuidar de sí mismas, ser independientes, educación que debería ser responsabilidad de todos los adultos de la familia y no sólo de las mamás.

Anuncios como los de American Greetings pasan por alto que las madres son seres humanos, que requieren descanso y recreación como cualquiera y que las tareas y responsabilidades familiares deben repartirse, en vez de caer por default en un sólo miembro. Se olvida también que hay cientos de mamás que trabajan con una remuneración salarial, no sólo por necesidad económica sino por desarrollo profesional, así pues la maternidad se convierte en una parte más de la vida de forma integral y no en la vida misma.

"Madre sólo hay una", dice el refrán, pero tipos de maternidades hay muchas. Finalmente, aún cuando una mujer se decidiera por esa forma de maternidad en donde asume TODAS las responsabilidades del hogar más allá de la crianza y educación de los hijos e hijas, ¿es ético recompensar su esfuerzo sólo con una tarjeta de felicitación? ¿realmente es lo que ella querría?.